Martini

Martini

Historia: El Martini es un cóctel elegante y sofisticado que se originó en la década de 1880.

Ingredientes: Ginebra, vermú seco y aceituna o twist de limón para decorar.

Preparación: Mezcla la ginebra y el vermú en una coctelera con hielo y revuelve suavemente. Cuela en una copa de martini fría y adorna con una aceituna o un twist de limón.

Old Fashioned

Old Fashioned

Historia: El Old Fashioned es uno de los cócteles más antiguos, que se remonta a principios del siglo XIX.

Ingredientes: Whisky (generalmente bourbon), azúcar, agua, amargo de Angostura y cáscara de naranja.

Preparación: Mezcla el azúcar, el agua y el amargo en un vaso bajo. Añade hielo y whisky, y remueve. Decora con una cáscara de naranja.

Margarita

Margarita

Historia: La Margarita es un cóctel mexicano que se popularizó en la década de 1940.

Ingredientes: Tequila, triple sec, jugo de lima y sal para el borde de la copa.

Preparación: Agita el tequila, el triple sec y el jugo de lima en una coctelera con hielo. Cuela en una copa con el borde escarchado con sal y sirve con hielo.

Daiquiri

Historia: El Daiquiri es un cóctel cubano que data de la década de 1890.

Ingredientes: Ron blanco, jugo de lima y azúcar.

Preparación: Agita el ron, el jugo de lima y el azúcar en una coctelera con hielo. Cuela en una copa de cóctel fría.

Manhattan

Historia: El Manhattan es un cóctel clásico creado en Nueva York en la década de 1870.

Ingredientes: Whisky (generalmente centeno), vermú dulce, amargo de Angostura y cereza al marrasquino.

Preparación: Mezcla el whisky, el vermú y el amargo en una coctelera con hielo y revuelve suavemente. Cuela en una copa de cóctel y adorna con una cereza.

Mojito

Historia: El Mojito es un refrescante cóctel cubano que se remonta al siglo XVI.

Ingredientes: Ron blanco, azúcar, hojas de menta, jugo de lima y agua carbonatada.

Preparación: Macera ligeramente el azúcar, las hojas de menta y el jugo de lima en un vaso alto. Añade hielo y ron blanco, luego revuelve suavemente. Completa el vaso con agua carbonatada y decora con una ramita de menta.

Negroni

Historia: El Negroni es un cóctel italiano que se originó en Florencia en la década de 1910.

Ingredientes: Ginebra, vermú dulce y Campari.

Preparación: Mezcla partes iguales de ginebra, vermú dulce y Campari en un vaso bajo con hielo. Revuelve suavemente y decora con un twist de naranja.

Whisky Sour

Historia: El Whisky Sour es un cóctel clásico que se remonta a la década de 1860.

Ingredientes: Whisky (generalmente bourbon), jugo de limón, azúcar y clara de huevo (opcional).

Preparación: Agita el whisky, el jugo de limón, el azúcar y, si lo deseas, la clara de huevo en una coctelera con hielo. Cuela en un vaso bajo con hielo y decora con una rodaja de limón.

Tom Collins

Historia: El Tom Collins es un cóctel refrescante que se originó en Inglaterra en el siglo XIX.

Ingredientes: Ginebra, jugo de limón, azúcar y agua carbonatada.

Preparación: Agita la ginebra, el jugo de limón y el azúcar en una coctelera con hielo. Cuela en un vaso alto con hielo y añade agua carbonatada. Decora con una rodaja de limón y una cereza.

Bloody Mary

Historia: El Bloody Mary es un cóctel picante que se originó en la década de 1920 en París.

Ingredientes: Vodka, jugo de tomate, jugo de limón, salsa Worcestershire, salsa picante, sal, pimienta y apio para decorar.

Preparación: Agita el vodka, el jugo de tomate, el jugo de limón, la salsa Worcestershire, la salsa picante, la sal y la pimienta en una coctelera con hielo. Cuela en un vaso alto con hielo y decora con un tallo de apio.

Dominar estos cócteles clásicos es fundamental para cualquier barman que quiera tener éxito en la industria. Al perfeccionar tus habilidades en estas recetas atemporales, estarás preparado para enfrentar cualquier desafío en el mundo de la mixología. No olvides practicar y experimentar para adaptar cada cóctel a tu propio estilo y preferencias.

es_ESSpanish